La paciencia es una virtud, o eso se suele decir. Y que tiene un límite también. Esperar podría ser un buen sinónimo. Lo cierto es que te puede llegar a gustar tener paciencia cuando sabes o intuyes lo que queda detrás de tanta espera pero cuando no lo sabes pues…

Últimamente estoy conociendo a gente con mucha paciencia que aguantan y aguantan sin saber y esperando e incluso intuyendo el resultado de esa espera como poco favorable. Y ¿por qué esperan algo que no va a suceder? Supongo que todos en el fondo cuando queremos algo que sabemos que es improbable, siempre tenemos una pequeña parte que nos dice: ¿y si sale qué? Lo malo de eso es, que mientras estás esperando te puedes estar perdiendo otras cosas, ya no se si mejores o peores, pero te las estas perdiendo. Es algo bastante común, por lo menos en mí, hoy he perdido tres horas de mi vida para una cosa de 5 minutos y no es coña, 3 jodidas horas esperando. Y en esas tres horas podría poner una lista de 50 cosas que me hubieran rentado más que estar de pie… En fin, eso ya no tiene arreglo. Lo que realmente me fastidia, es que me pasa con muchísimas cosas. Espero y espero y pierdo el tiempo pudiendo estar haciendo otras cosas que me rentarían infinitamente más. En fin, lo pienso y he perdido más tiempo con ciertas cosas que no merecían ni un segundo de atención y he dado la espalda a otras que bueno, no serían la releche pero que se lo merecían mucho más y como se suele decir, “otro gallo me habría cantado” De pequeño, me llamaban impaciente y ahora me dicen todo lo contrario, no se si prefiero lo primero ahora mismo la verdad. Me enerva perder el tiempo y aún más perderlo cuando se que lo estoy perdiendo pero se que me queda tan poco de esperar que dejarlo ahora sería haber esperado para nada, eso es aún más irritante. Ojalá aprenda a economizar más todas estas historias porque la verdad me hacen sentir bastante idiota. Pero bueno, dentro de lo malo, supongo que podría ser peor.

Ayer me dejé esto a medias y la verdad se me ha ido el hilo de la paciencia, supongo que el esperar se puede hacer eterno cuando no haces nada, sin embargo si no puedes  hacer nada la paciencia te acabará consumiendo. Para tratar de arreglar eso lo mejor es no esperar nada que quieras que pase y que no dependa de ti claro, si tiene que pasar pasará igualmente tarde o temprano lo aceleres o no. Mientras tanto, a otra cosa.

Porque algo que cuesta lo que vale, jamás es caro.